S'ha produït un error en aquest gadget

dissabte, 24 de gener de 2009

La Resurrección (Piero della Francesca) 1463 Sansepolcro (italia) Fuente:Guía visual de Italia. Ed. Aguilar 1997



La resurrección, (en italiano, La Resurrezione), es una obra realizada por el pintor renacentista italiano Piero della Francesca. Mide 225 cm de alto y 200 cm de ancho. Realizó esta obra entre el año 1463 y 1465. Figura hoy en día sobre el lugar de su creación: uno de los muros de lo que hoy en día es el Museo Civico o Palazzo Civico de Sansepolcro y que era entonces la sala magna de la Residenza donde se celebraban las reuniones del Consejo. En Sansepolcro precisamente nació Piero della Francesca, por lo que en el Museo Cívico de esta ciudad hay dos de sus obras maestras: esta Resurrección y el Políptico de la Misericordia.
Se trata de una composición en tres planos: el paisaje, Cristo saliendo del sepulcro y los soldados dormidos.

Tiene forma de triángulo, cuya base la forman los soldados dormidos y el ángulo superior por la cabeza de Cristo.

El foco de la composición está constituido por Jesucristo, de pie, saliendo de la tumba y mirando de frente al espectador. Con su mano levanta la toga rosa y el pie lo posa en el borde de la tumba. Todas sus heridas son aparentes.

La figura de Cristo divide el paisaje en dos partes: lo que queda a la derecha exuberante, con árboles frondosos, vivos, en primavera, simbolizando el nuevo nacimiento; lo que queda a la izquierda moribundo, árboles de invierno que simbolizan la muerte. Estos símbolos recuerdan a los frescos sobre el Buen y el Mal gobierno de Lorenzetti en Siena que tanto influyeron sobre la pintura toscana.


Autorretrato de Piero como uno de los personajesA los pies, los soldados dormidos sobre la tierra quedan separados de Cristo por la línea horizontal del sarcófago. Piero se representa a sí mismo a los pies del sarcófago. El asta de la bandera con la cruz de parte güelfa lo pone en contacto directo con la divinidad, como si ésta inspirase al Piero político. Otros consideran que se trata de una bandera simbólica de la resurrección, blanca con una cruz roja (la de los cruzados).

El marco pintado sigue el apoyo arquitectónico de las molduras[1] y hace de transición entre el espacio mural y el espacio pictórico.

Aldous Huxley que admiraba las obras de Piero de la Francesca expuesta en Sansepolcro, calificaba al Cristo de la Resurrección como «atlético».

11 comentaris:

mangeles ha dit...

Pues es raro este cuadro. No en cuanto a las figuras (recuerdo otras de Piero della Francesca)...ni a la historia...la resurreción ...muy pintada durante siglos....es raro por la posición de Cristo resucitado. EFECTIVAMENTE es atlético (tiene torso toblerone como dicen las adolescentes ahora jejee) y sobre todo...esa posición de la pierna ...apoyándose en ella...y ser abanderado...es muy curioso y muy extraño....

Parece un atleta moderno...el abanderado de unos juegos olímpicos...

Y la bandera...parece la de Inglaterra ejjeje....

Un cuadro muy adelantado a su tiempo. Un Cristo visto como un PODEROSO ATLETA...un hombre fisicamente potente...después de haber muerto y resucitado.

Quiza el pintor quiso trasmitir eso...la RESURRECCIÓN DEL HOMBRE que hay en JESÚS..la RESURRECIÓN DEL CUERPO HUMANO de JESUS...no del Dios ...que ese nunca muere y no necesita resucitar.

En cualquier caso...bello cuadro.

Un beso amiga

Carmine ha dit...

Hay que ver lo que estoy aprendiendo de arte con vosotras. Gracias. Carmen.

clariana ha dit...

Mangeles, he puesto algo más de información sobre el cuadro. Mi interés ha venido a raíz de un programa de Arte que realizan en la TV por las noches, sobre "Los Grandes Museos del mundo", a veces los miércoles y otras lo he visto los jueves, bastante tarde.
Me llamó la atención la importancia del cuadro para el pueblo. Primero lo taparon, pintaron encima, porque no lo consideraban una buena obra, ya que después vinieron Leonardo da Vinci Rafael y todo era movimiento en el cuadro, y la pintura de este cuadro es estática. Después fue cayendo la cal y apareció de nuevo la pintura, la valoraron.
En el 1944 cuando los alemanes atacaron Sansepolcro, uno de los militares recordó un libro de Aldos Huxley, el titulo estaba relacionado con un camino, y decía que era la pintura más bella del mundo, el militar no conocía para nada el cuadro, pero reaccionó a la cultura, y consiguió que no bombardeasen el lugar. Es como un testimonio de la gran fuerza de la cultura. Besos.

clariana ha dit...

Carmine.
he puesto algo más de información sobre el cuadro y en el comentario de Mangeles también explico algo más, por si te interesa y pasases por esta sección. Un beso.

mangeles ha dit...

Gracias por la información. Es interesantísimo lo que cuentas. BESOS CLARIANA.

Antonio Martínez ha dit...

Todo lo relacionado con Piero es fantástico: su concepción espacial, su estudio de la perspectiva, la capacidad para extraer en los retratos la psicología de los personajes. Me gusta...

morisot (Pilar Álamo) ha dit...

En esta obra a mí me llama mucho la atención el tratamiento de la figura de Cristo. Es el foco de la composición, ahí de pie, saliendo de la tumba y mirando de frente al espectador (casi con descaro), parece un actor interpretando un papel. Con su mano levanta la toga rosa y el pie lo posa en el borde de la tumba, no se sabe si está saliendo...o esta simplemente apoyado. Me parece genial como Piero trata el personaje de Cristo. Si lo llegan a pillar más tarde en la contrarreforma, le obligan a cambiar la postura.
¡cuántas escenas se parecen a ésta!
También apoyo lo que dice Antonio Martinez en su comentario,me parece que la concepción espacial de Piero es fantástica, es más, apreciamos perfectamente tres espacios: los soldados, Cristo y el paisaje.
El tema de la resurrección daría mucho para hablar...
Un abrazo, buena amiga

mangeles ha dit...

Hay otra cosa que no consigo ver..es esa especie de manguito o trozo de tela...algo ...blanco...que hay entre el hombro y la bandera...¿alguien sabe que es eso?

REBESOS

morisot (Pilar Álamo) ha dit...

Es la bandera que esta ondeando. Casi estoy segura.

Giambattista Russo ha dit...

Aldos Huxley, se refirió a ese mural como "La obra más importante del mundo". El programa de tv. se llama "La vida privada de las obras maestras". Fueron los británicos y no los alemanes los que atacaron San Sepolcro. Saludos a todos

Giambattista Russo ha dit...

Aldos Huxley, se refirió a ese mural como "La obra más importante del mundo". El programa de tv. se llama "La vida privada de las obras maestras". Fueron los británicos y no los alemanes los que atacaron San Sepolcro. Saludos a todos