S'ha produït un error en aquest gadget

divendres, 15 de juliol de 2011

CARLOS SCHWABE. Pintor simbolista nacido en Alemania, vivió en Suiza. 1866-1926

FERVAAL.



FERVAAL. Cartel.




LA ESPERANZA LEVANTANDO AL AMOR HERIDO. Simbolismo. Mitología y alegorías. 1916. Lápiz y acuarela sobre papel. Colección Paricular. París. Francia.





La Muerte del Sepulturero - Carlos Schwabe

La mort du fossoyeur ("La muerte del sepulturero") de Carlos Schwabe forma un compendio visual de los principales temas del simbolismo. Muerte, ángeles, nieve y las dramáticas poses de los personajes.


El Simbolismo fue uno de los movimientos artísticos más importantes de finales del siglo XIX, originado en Francia y en Bélgica. En un manifiesto literario, publicado en 1886, Jean Moréas definió este nuevo estilo como «enemigo de la enseñanza, la declamación, la falsa sensibilidad y la descripción objetiva». El movimiento tiene sus orígenes en Las flores del mal,  libro emblema de Charles Baudelaire. Los escritos de Edgar Allan Poe, a quien Baudelaire apreciaba en gran medida, fueron también un gran influyente en el movimiento, concediéndole la mayoría de imágenes y figuras literarias que utilizaría. La estética del Simbolismo fue desarrollada por Stéphane Mallarmé y Paul Verlaine en la década de 1870. Ya para 1880, el movimiento había atraído toda una generación de jóvenes escritores cansados de los movimientos realistas. Fue definido en su momento como un movimiento oscuro y enigmático debido al uso exagerado de metáforas que buscaban evocar afinidades ocultas por medio de la sinestesia.

Orígenes y precursores

Le Coin de table, retrato colectivo pintado por Henri Fantin-Latour (1872, Museo de Orsay). Paul Verlaine‎ yArthur Rimbaud sentados a la izquierda.
El Simbolismo fue en sus comienzos la reacción literaria en contra del Naturalismo y Realismo, movimientos anti-idealísticos que exaltaban la realidad cotidiana y la ubicaban por encima del ideal. Estos movimientos provocaron un fuerte rechazo en la juventud parisina, llevándolos a exaltar la espiritualidad, la imaginación y los sueños. El primer escritor en reaccionar fue el poeta francés Charles Baudelaire, hoy considerado padre de la lírica moderna y punto de partida de movimientos como el Parnasianismo,Decadentismo, Modernismo y el Simbolismo.

SINESTESIA.-

Fenómeno en el cual las sensaciones de dos o más clases se acompañan entre sí, como cuando se experimenta una sensación visual al oír un sonido determinado. También llamada sensación secundaria.

Simbolismo y naturalismo: Carlos Schwabe, ilustrador de El sueño de Zola

Esta exposición monográfica presentó un conjunto de acuarelas, dibujos, libros ilustrados, letras y documentos inéditos. Evocaba el sorprendente encuentro del pintor suizo Carlos Schwabe (1866-1926), figura destacada del simbolismo y del idealismo de fines de siglo, con el maestro del naturalismo, Emile Zola (1840-1902), con ocasión de la ilustración de su novela El sueño (1891-1892), publicada en 1888.


Autodidacta, Schwabe es conocido por su interpretación feérica de El evangelio de la infancia, ilustración expuesta en el Salón de la Rosa Cruz, uno de los grandes acontecimientos artísticos del año 1892, bajo el patronato de Joséphin Péladan, novelista y crítico de arte. El arte de Carlos Schwabe se caracteriza por un dibujo extraordinariamente minucioso, teñido de arcaísmo y de deformaciones, asociado a una iconografía visionaria muy original. Él se afirma así como uno de los jóvenes creadores más prometedores de la tendencia idealista.

Emile Zola concluye al mismo tiempo el ciclo de Rougon-Macquart, monumento de la literatura naturalista. El encuentro parecía entonces improbable entre esas dos personalidades, a quienes todo parecía oponer: visión del mundo, estética, generación. No obstante, la voluntad del editor Ernest Flammarion de publicar una versión ilustrada de El sueño favorece una colaboración imprevista y llena de incertidumbres entre ambos hombres.

Las ilustraciones de Schwabe radican en una libre interpretación del texto zoliano, próximo de un universo onírico y fantasmagórico. Ello no deja de sorprender a Zola, que descubre en sus láminas "tantas cosas que no recordaba haber puesto en el libro". ¡El artista de veintiséis años responde con arrogancia que "debería haberlas puesto"!

La adquisición por el Estado, en 1892, de las veintitrés acuarelas presentadas aquí aporta la celebridad a Carlos Schwabe. La ilustración de El sueño sigue siendo una de las obras principales del simbolismo: la temática experimental de la novela, así como la confrontación de Zola y Schwabe, la convirtieron en una representación de los conflictos estéticos e intelectuales de la época que oponía el naturalismo y el idealismo.

Comisarios de la exposición
Rodolphe Rapetti, conservador en el Museo de Orsay, y Jean-David Jumeau-Lafond, historiador de arte

FUENTE: MUSEO DE ORSAY. París (Francia.)


FRONTISPICE POUR LE RÊVE D'ÉMILE ZOLA.

LE RÊVE. Simbolismo. Fillette lavant le sol d'une cuisine.
Fuente de los dos cuadros de "Le rêve."- ART.COM


MATERNITY. Oil on canvas. Colección Privada.



ESTUDIO PARA LA OLA. Simbolismo. 1907. Papel, sanguina, tiza y carboncillo sobre papel. 65 x 34 cm. Colección particular. París. Francia.



LA VAGUE. (La ola.) 1907 Oil on canvas. Musée d'Art et d' Histoire. Geneve.
VIERGE AUX COLOMBES.

Illustration de «Paroles d'un croyant» par F. Lamennais. Paris:Charles Meunier, 1908





Illustration de «Paroles d'un croyant» par F. Lamennais. Paris:Charles Meunier, 1908


LAS BODAS DEL POETA CON LA MUSA O EL IDEAL. Simbolismo. Mitología y alegorías. 1902. Lápices de colores y gouache  sobre papel. 97 x 53.5 cm. Colección particular. París. Francia.



PELLEAS ET MELISANDE.

APUNTE BIOGRÁFICO:


Schwabe nació en Alemania y se crió en Ginebra, Suiza.  En 1890 visitó París. Al año siguiente, uno de sus primeros cuadros, "Las campanas de la tarde", fue observado por Péladan, que le confió la tarea de diseñar el cartel para el primer Salón de la Rose + Croix.  Este cartel, que muestra dos  mujeres vestidas de gauzily, subiendo las escaleras que conducen a la ideal, mientras que una tercera figura, sumida en el materialismo, se ve impotente, ha contribuido significativamente al éxito de la serie.  A pesar de ser exhibida por Schwabe en sólo uno de los salones de Péladan, él puso sus considerables dones  como dibujante al servicio de la literatura simbolista  y compuso notables dibujos, muchos de ellos mejorados con acuarelas, para los volúmenes de poesía de Baudelaire, Catulle Mendès, Albert Samain, Maurice Maeterlinck, Stéphane Mallarmé y, sobre todo La Emile Zola de rêve, la única novela en el ciclo de los Rougon-Macquart dedicada a la trascendencia.

 La combinación de la influencia de Durero, Hokusai, y los prerrafaelitas, con el  meticuloso y analítico dibujo de Schwabe,  le da un significado concreto a cada detalle.  Así, las flores y plantas que sacaba de la naturaleza en las diferentes etapas de su vida - su florecimiento en ciernes, y su marchitamiento- aparecen como  tantos correlatos simbólicos la existencia humana.  Perseguido por las nociones de pureza virginal y la muerte, Schwabe había pintado acuarelas y óleos con tonos fríos y temas  muy extraños. Su obra maestra es La muerte del sepulturero (1895), que representa a un ángel de la muerte con guadaña larga verde como las alas, que  viene a buscar a un anciano que está cavando una tumba. Y esto no es la única foto en la que Schwabe dio cuenta a la muerte con una mujer (la de su propia esposa), que es el Día de los Muertos / El dolor y la ola, que, en retrospectiva, parece una premonición del caos de la Primera Guerra Mundial , con su ola de despliegue de caras de las mujeres gritando.  Los bocetos a carboncillo preliminar para el testimonio de su trabajo, llevan a perturbar los dones excepcionales gráficos de este pintor secreto que por desgracia no pudo renovar su arte y terminó convirtiéndose en una figura bastante caricaturesca del artista simbolista atrapado en una imagen - los lirios y las cifras aspecto espiritual - que fueron rápidamente obsoletas después del cambio de siglo.






CARTEL DE LA PRIMERA ROSE + CROIX SALON.





SPLEEN E IDEAL.

EL HOMBRE Y EL MAR.

¡Hombre libre, siempre
adorarás el mar!

El mar es tu espejo;
contemplas tu alma
en el desarrollo infinito
de tu oleaje.

Y tu espíritu no es un abismo
menos amargo.

Charles Baudelaire.


Illustration de Baudelaire «Les Fleurs du Mal», Paris:Charles Meunier, 1900. "L'ÂME DU VIN."




Illustration de Baudelaire «Les Fleurs du Mal», Paris:Charles Meunier, 1900. " La Mort."


 
 









10 comentaris:

RosaMaría ha dit...

Qué maravilla! Cuánto que uno no conoce, me parecieron buenísimas. En algunas suavidad en otras agresividad, en otras el color predomina. Muy bueno, gracias, también por la reseña de su vida. Besos.

teca ha dit...

Impressionante o forte misticismo que esse pintor apresentava com sua pintura. Uma linguagem diferente para mostrar sua arte... muito bonita postagem, clariana.
Obrigada por compartilhar! Eu tenho aprendido muito com você.
Um beijo afetuoso.

clariana ha dit...

¡Hola Rosa Mª!
Como tú bien dices, sabe expresar el pintor de diferentes formas los distintos estados anímicos de la persona.
Es un mundo de fantasías y de sueños, que parece evadirse de la realidad cotidiana.
Gracias y un beso.

clariana ha dit...

¡Hola Teca!
A mí me gustan mucho los dibujos que realiza Carlos Schwabe y la imaginación que se desprende de ellos.
Gracias por tu visita, me alegro de que el pintor sea de tu gusto.
Un beso.

Algaire ha dit...

Totalmente desconocido para mi quizás porque este tipo de pintura no es el que más me gusta, pero agradezco que nos lo mostraras hoy porque conviene conocer bien cuantos más estilos y más pintores mejor.
Gracias.

clariana ha dit...

¡Hola Algaire!
Entiendo que no te guste esta pintura, pues es un poco fuerte en los temas, toca la muerte, el mal, personajes mitológicos... Bueno que no es precisamente suave ni dulce.
No sé, tal vez no te guste por algún otro motivo, para mí la realización y la técnica son buenas.
Gracias por tu visita. Un abrazo.

Balovega ha dit...

Hola

La amistad ayuda tanto,
la amistad nunca se va,
es sentimiento perenne,
que nos ayuda a respirar.

Feliz día de la amistad.. besitos

clariana ha dit...

¡Hola Balovega!
Gracias por este poema sobre la amistad, que ayuda a pensar que existe y que es hermoso que ésto suceda.
Me alegro de que estés por aquí de nuevo. Un fuerte abrazo.

Javier 16 ha dit...

Ingenioso, macabro y con mucha imaginación y arte. Me gusta el estilo y los trabajos con mensajes de “ahí queda eso”; para quién corresponda...
El búho es una lechuza campestre; siempre me ilusiona ver algún animal conocido.

Saludos Clariana.

clariana ha dit...

¡Hola Javier!
Al seleccionar sus cuadros pensé precisamente en éso, que parece un tanto macabro y es que los simbolistas lo son, el tema de la muerte, del bien y del mal, de lo oscuro, de lo fantástico... No hubiera puesto el cuadro de "el sepulturero" si no fuera por la belleza que encierra.
Creo que con el poco tiempo que vivimos como personas, parece un poco desmedido pensar en la muerte, demasiado que llega para unos y otros. Pero hay cuadros sobre el tema, que me cautivan.
Aunque no deja de ser un error pensar en la muerte con la gran belleza que tiene la vida.
Gracias por tu comentario. Un beso.