S'ha produït un error en aquest gadget

dilluns, 8 de desembre de 2008

Eugéne Delacroix "La matanza de Quíos" Texto relacionado con Lord Byron, poeta-literato y Delacroix" extraido de "comeniusnetoftolerance.blogspot.com"


Eugène Delacroix, "La matanza de Quíos"


Lord Byron fue uno de los intelectuales ingleses que lucharon por la causa de la independencia griega. ¿Qué pudo empujar a un poeta romántico como Byron a sumarse a esta empresa en la que perdió su vida a causa de unas fiebres reumáticas? Probablemente fue por su espíritu rebelde, sus ideas liberales y el deseo de huir de los convencionalismos y las críticas que recibía de la sociedad inglesa debido a sus constantes escándalos. El detonante definitivo entre los que recaudaban fondos para apoyar a los griegos fue la matanza de Quíos que conmovió a la opinión pública internacional, en parte, debido al espectacular lienzo en el que Eugène Delacroix representa a un grupo de griegos masacrados por los turcos con espeluznante violencia, de la que no se libran mujeres ni niños esclavizados sin piedad.
En 1823 Byron partió hacia Cefalonia y luego a Messolongion, convencido de que la acción era preferible a la literatura: “¿Quién escribiría con algo mejor que hacer?” solía decir.
La campaña de la causa helena le decepcionó pues las divisiones internas hacían imposible la unión en contra de los turcos. Aunque su papel en la guerra fue básicamente propagandístico, estratégico y financiero, demostró un gran talento militar y se ganó el respeto de sus hombres.
En aquellos años escribió uno de sus mejores poemas, el dedicado a Grecia. En él presiente la muerte y empieza a estar seguro de que no volverá, como así fue a causa del clima y las malas condiciones que le hicieron contraer unas fiebres reumáticas.
Su cuerpo fue embalsamado y trasladado a Inglaterra, pero se negaron a enterrarle en la abadía de Westminster donde están los grandes poetas porque la nobleza no le perdonó sus rarezas y excentricidades. Por expreso deseo, su corazón fue enterrado en Messolongion. (de comeniusnetoftolerance.blogspot.com)

8 comentaris:

mangeles ha dit...

Una de las historias del cine que han tenido gran influencia en mi vida ha sido la historia de Byron que me contó en una de las mejores películas del cine español D. GONZALO SUÁREZ....sobre su guión y su Dirección unos jovencisimos Hugh Grant y Elizabeth Hurley daban vida a Byron y la madre de su hija ..

Lord Byron para mí es un britis genial...como poeta ...pero al menos las traducciones que he leído..estan muy lejos de mí...su contínua preocupacion por los hijos...y la herencia...y la perpetuación en los hijos...me ha desconcertado siempre mucho...con la forma de vida .liberalidad...y entrega generosa a los ideales...

morisot (Pilar Álamo) ha dit...

La actitud congelada de los vencidos muestra el sufrimiento de los griegos que, agotados, son testigos pasivos de la violencia de los turcos.
Yo utilizo este cuadro para explicar los movimientos liberales de 1820 y me viene fenomenal. Un abrazo

Duncan de Gross ha dit...

No me extraña que impactara, es que aún sigue haciéndolo, es un cuadro con fuerza, con una terrible fuerza, y la violencia se puede casi respirar. No se me había ocurrido utilizarlo en una clase de Historia, pero me apunto la idea Pilar...

clariana ha dit...

La verdad es que a mí también me desconcierta, en una apariencia de persona un tanto libertina, no sé si es la palabra adecuada, se encierra un hombre humano y con grandes ideales. Estoy leyendo un libro sobre él "Cartas a Cefalonia" y realmente da mucho que pensar. Besos.

clariana ha dit...

Fue una mala época para los griegos y Delacroix como tú dices plasma muy bien su sufrimiento. Dice Baudelaire de él que sabía reflejar también el sufrimiento moral, además del físico. Un beso y gracias por tu comentario.

clariana ha dit...

Sí es un cuadro de gran fuerza y que no fue bien visto en su época por el "Salón". Tuvo una gran repercusión al traspasar lo que estaban pasando los griegos en la guerra contra los turcos. Saludos.

Abedugu ha dit...

Este cuadro fue muy criticado en la época por ver en él la influencia de la pintura británica, lo que conllevaba el abandono del tradicional clasicismo francés.
Buen fin de semana.

clariana ha dit...

Delacroix se lo pasó bastante mal por su lealtad a pintar como él lo sentía, por expresar tan bien el sufrimiento en sus cuadros, cuando ciertas personas no querían ver éso. Además era toda una revolución en el arte, por su forma de pintar, el color, el movimiento. Y los académicos le temían. Bien te digo ésto, pero igual tú ya lo sabes. Besos Abedugu.