S'ha produït un error en aquest gadget

diumenge, 14 de juny de 2009

Aleksandr Deineka (pintor ruso del s. XX)






Es un maestro de la pintura monumental y de caballete, del cartel y de ilustraciones.
Deineka poseía un sentido particularmente agudo de lo actual y sabía expresarlo de una manera lacónica y decidida.

LA MADRE
Los indicios de lo nuevo se perciben claramente en el cuadro. La madre. La heroína es una mujer rusa del siglo XX que combina la ternura y la fuerza, la pureza moral y la seguridad en sí misma. Deineka pinta el cuadro a la manera de un fresco: agranda el volumen de las figuras, con líneas suaves hace resaltar la clara silueta común de la madre e hijo, construye la composición empleando grandes masas de color. Su pintura es casi monócroma, pero rica en cálidos matices dorados. Deineka muestra como lleva la madre a su hijo dormido. Esta imagen humana pertenece a las mejores creaciones de la pintura soviética de los años 1930

LA PARISINA
Es fruto de las impresiones que le produjo el viaje a los EE.UU, Italia y Francia en 1935
El cuadro está construído sobre delicadísimas gradaciones tonales de prácticamente un solo color: desde los casi imperceptibles reflejos hasta las manchas más densas de rojo.
La maestría colorística de Deineka se conjuga en la presente obra con las tonalidades poéticas y la sutil penetración en el estado psicológico de la modelo.
El brillante efectismo del colorido inesperadamente ensombrece la triste seriedad de la mirada de la joven mujer.
Pertenece a este tipo de pintores a los que el destino ha deparado la suerte de ser unos innovadores en el arte.
La pasión del buscador, la valentía del innovador se conjugan en su obra con las enseñanzas de las mejores muestras de la herencia pictórica del pasado y no en última instancia con un extremo espíritu exigente para con su propia obra.

20 comentaris:

Adolfo Payés ha dit...

excelente entrada nos entregas,. gracias por compartirla,,

saludos fraternos
un abrazo

morisot (Pilar Álamo) ha dit...

Después de un tiempo con mucho lío en el cole, por fin me puedo entretener y deleitarme en tu blog con los trabajos que pones.
Este último me ha encantado por la referencia a los temas y al color...he disfrutado mucho.
Un abrazo, querida amiga

clariana ha dit...

¡Hola Adolfo!
Gracias por tu comentario, me alegro que sea de tu gusto. Saludos afectuosos.

clariana ha dit...

¡Hola Pilar!
Me imagino que el fin de curso siempre es complicado, todos tienen ganas de acabar, alumn@s y profesores/as y las cosas se quieren dejar bien acabadas antes del descanso estival.
Hace tiempo que quería poner algo de este pintor, pues lo encuentro muy especial. Un abrazo de corazón.

MaRieLA ha dit...

Me encantó como us lo colores, la expresión de los rostros, el realismo de los retratos. El segundo es muy cálido.
Un besote enorme :)

Duncan de Gross ha dit...

No lo conocía a este pintor, contigo desde luego he descubierto la cantidad de pintores rusos que hay de los S.XIX y XX, la segunda foto de este me ha recordado lejanamente a Hopper, será por la pose, o por el tema ;-) Besotes y Miiaauuss!!

clariana ha dit...

¡Hola Mariela!
Gracias por tu visita, a mi me gusta mucho el primero y es cierto que el segundo tiene un ambiente muy cálido. Espero que te vaya bien el fin de curso. Un gran beso.

clariana ha dit...

¡Hola Duncan!
Tú con los rusos y yo en cambio, no tengo gran referencia de Hopper, creo recordar algo pero muy ambiguamente y es que con la cantidad de pintores que hay en el mundo, siempre nos quedarán por descubrir. Besos y recuerdos a Micho.
Me traen de cabeza las dobles consonantes Hopper, Lennon, como en castellano no hay...

David ha dit...

No lo conocía. Gracias por compartirlo. Me alegró el encuentro, aunque fuese de arquitectura. Estuvimos muy bien los 2, la verdad. Me gusta más verla en directo que encontrarme y descifrar planos. Saludos!

Antonio Martínez ha dit...

Como aluno de tus lectores, tampoco lo conocía. Muchas gracias por compartirlo.

clariana ha dit...

¡Hola David!
A mí también me gustó conoceros a los dos y pasé un rato muy agradable en el Museo.
Cuando pongo pintores rusos, no siempre los conocen, supongo que se divulgan menos, a mi me encantan, sobretodo los realistas del s. XIX
Saludos a los tres.

clariana ha dit...

'Hola Antonio!
Hace tiempo que no sé de tí, supongo que debes ir muy atareado con el fin de curso.
Pues de verdad, que vale la pena darse una vuelta por la pintura rusa, aunque imagino que sí conoceras a otros pintores rusos. Deineka es bueno, pero parece que no es tan conocido. Saludos.

Balovega ha dit...

Hola Clariana.. un delicioso post.. me ha encantado la mujer leyendo.. precioso y con un colorido estelar...

Un besote grandote y bellos sueños

mangeles ha dit...

Vaya se me borró el comentario de añoche en tú blog. Pero hoy vuelvo a la carga. Me ha encantado este pintor...el cuadro de la mujer de rojo es precioso, pero...me resulta "conocido", no estoy segura.

También me gusta el de la madre y el niño, con esas aguas rojizas de la espalda de la madre.

Bueno...que me gustan mucho los rusos que nos estás enseñando amiga.

Un besote

mangeles ha dit...

Por cierto, el lateral de mi blog queda monísimo con tú mujer de rojo, y la mujer de rojo de Pilar-Morisot debajo jejejej

Otro beso

clariana ha dit...

¡Hola Balovega!
Parece que la mujer leyendo es el cuadro que está gustando más. Gracias por tu visita y un gran beso.

clariana ha dit...

¡Hola Mangeles!
Sí que lo conoces este cuadro, pues hace bastante tiempo lo puse, pero sólo y sin el comentario sobre el pintor y tú me hicistes un comentario. A mi también me gusta mucho.
Ya me fijé que debajo de la icona de Deineka está la de Audrey Hepburn y queda bien. Un gran abrazo amiga.

Paraula ha dit...

Me gustó mucho el de la madre, será porque me apela mucho el sentir de la madre, el sufrimiento de la madre, la lactancia, y todo lo relacionado con la maternidad.

Saludos !

clariana ha dit...

¡Hola Paraula!
Son muy bellas las expresiones que utilizas relacionadas con la madre y la maternidad. Saludos afectuosos.

Anita ha dit...

Gracias por otra lección más de pintura. Aunque el rojo no me tira mucho, precioso el primer cuadro.Y tb muy tierno y maternal el último.

Muakk